Herramienta de accesibilidad para
personas con discapacidad
Portal de Accesso

TARJETA INFORMATIVA

Publicado el 30 Julio 2021
WhatsApp Image 2021-07-30 at 1.28.15 PM (1).jpeg
WhatsApp Image 2021-07-30 at 1.28.16 PM.jpeg
WhatsApp Image 2021-07-30 at 1.28.15 PM (2).jpeg
WhatsApp Image 2021-07-30 at 1.28.15 PM.jpeg

TI 13-21 SC/CPDC

La titular de la Secretaría de Cultura de la Ciudad de México, Vannesa Bohórquez, asistió a la conmemoración del 210 aniversario luctuoso Miguel Hidalgo y Costilla.

Al pie de la estatua que lleva el nombre del iniciador de la Independencia, en el Jardín Hidal-go de Coyoacán, Vannesa Bohórquez rindió honores a la bandera y montó una guardia de honor.

En la ceremonia cívica, que encabezó el Secretario de Gobierno de la Ciudad de México, Martí Batres, se develó una placa con motivo del aniversario luctuoso del “Padre de la Patria” y se colocó una ofrenda floral.

En este acto solemne participaron el Presidente del Tribunal Superior de Justicia capitalino, Rafael Guerra; la titular de la Fiscalía General de Justicia local (FGJCDMX), Ernestina Godoy; el comandante de Primera Zona Militar, Eugenio Leonardo López y el alcalde de Coyoacán, Rigoberto Ávila.

Asimismo, se disparó una salva por parte de la primera sección de fusileros de la Compañía de Guardia de Honor del primer cuerpo del Ejército Mexicano.

Durante la conmemoración se recordó al cura Hidalgo y su liderazgo para iniciar el movimien-to de Independencia, una lucha del pueblo que convocó a criollos y mestizos contra la oli-garquía española.

Miguel Hidalgo y Costilla nació en la Hacienda San Diego de Corralejo, actual municipio de Pénjamo, Guanajuato, el 8 de mayo de 1753. Al ser criollo pudo estudiar la carrera sacerdotal, en el Clero Regular, por lo que llegó a ocupar el cargo de Cura del poblado de Dolores (Gua-najuato).

Hidalgo comenzó a cuestionar a las autoridades españolas debido a la situación que se vivía en la Nueva España. Por tal motivo, se organizaron conspiraciones en contra del gobierno virreinal. Y fue la madrugada del domingo 16 de septiembre de 1810 cuando al repique de la campana de la Iglesia de Dolores, llamó a los pobladores para rebelarse y a terminar con el dominio con lo que se dio inicio a la Guerra de Independencia.

A pesar de los logros obtenidos, la disciplina y correcta conducción de las tropas del Ejército Virreinal ocasionaron que el bando insurgente fuera derrotado en diversas ocasiones. Esto provocó que el movimiento independentista se dividiera e Hidalgo avanzara hacia el norte, sin embargo, debido a una traición, el 21 de mayo de 1811, el insurgente y sacerdote fue cap-turado en el poblado de Acatita de Baján, localizado en las cercanías de Saltillo, Coahuila. A los 58 años de edad, Hidalgo fue procesado por leyes civiles y religiosas, donde fue acu-sado de rebelión y herejía; una vez que se le excomulgó fue condenado a morir fusilado, su-ceso que tuvo lugar el 30 de julio de 1811.

—o0o—